Buscador

Síganos en


Alto Turmequé


.

Cacique de Turmequé

.


.

 

Usted está en: Parnaso boyacense / Selección de poemas de José Joaquín Ortiz.

.

.  

POEMA DE JOSÉ JOAQUÍN ORTIZ

.  

 

  .    

LA SEPULTURA DEL GUERRILLERO

 

En silencio marchábamos, trepando

del agrio monte hasta la cumbre llana,

e iba nuestro camino iluminando

el primer esplendor de la mañana.

 

Sobre un lecho de ramas vacilante

con la bandera blanco-azul cubierto,

al hombre va el cadáver adelante

de un joven en la lucha de ayer muerto.

 

Y con las luces de la aurora inciertas

veíamos abajo silencioso a Guasca estar,

y alrededor cubiertas sus dehesas de césped oloroso;

 

y más abajo el río que desata su espumoso raudal;

y parecía cinta de perlas y bullente plata

serpenteando entre la negra humbría;

 

y más lejos, en lo último del llano,

blanquear de toldos apiñado grumo,

y alzarse en ondas por el aire vano

del enemigo campamento el humo;

 

y en el confín del último horizonte,

reverberando al sol, alzar su cima sobre un monte,

y un monte y otro monte la pirámide excelsa del Tolima.

 

Llegamos de la cumbre a una meseta,

que era el lugar por la amistad marcado

para dar sepultura en la secreta

soledad al guerrero desgraciado.

 

Sobre un lecho de angélica y mastranto

depusieron al fin el cuerpo inerte;

y alrededor nosotros entre tanto

hacíamos la vela de la muerte.

 

Lo contemplamos en silencio;

había muerto en la flor de edad bella y lozana;

¡así acababa tan risueño día,

antes de que pasara la mañana!

 

Negros, largos bajaban por la frente,

blanca como la cera, los cabellos;

y ver una sonrisa dulcemente

nos parecía entre sus labios bellos.

 

Sin la herida mortal, profunda y ancha

que desgarró su corazón altivo,

y sin la sangre que su cuerpo mancha

se pudiera juzgar que estaba vivo.

 

Rendido sólo por la cruda muerte,

mas no vencido en la batalla fiera,

caído como cae el varón fuerte,

por defenderla, al pie de su bandera.

 

¡Oh lamentable escena! Cuatro amigos

la tumba abriendo del amigo muerto,

sin cánticos, ni pompa, sin testigos,

en lo más escondido del desierto;

 

y en la tierra y el cielo todo en calma

en esa virginal naturaleza,

y sólo agitación en nuestra alma

y el dolor rencoroso en su tristeza.

 

Ni una voz en el páramo, ni el grito
de un ave que rasgara el vago viento;

mudo el espacio, diáfano, infinito,
y silencioso el ancho firmamento.

 

¡Ah! ¿qué éramos allí, pobres mortales

grandes por el dolor únicamente?

Un átomo perdido en los raudales

de aquella inmensidad omnipotente.

 

Y luégo que nuestra obra terminamos,

y estuvo abierta la profunda huesa,

sus restos con amor después bajamos,

con el respeto de amistad piadosa;

 

y alzando a Cristo súplicas sinceras

porque acoja su espíritu afligido,

en su frente de veinte primaveras

la tierra echamos del eterno olvido.

 

Con dos toscos maderos mal trabados

una rústica cruz después hicimos,

y cual memoria de tan tristes hados,

sobre su sepultura la pusimos.

 

Vueltos luego al oriente, donde el alba

con sus rosas de oro relucía,

por toda despedida hizo una salva

aquella nuestra triste compañía.

 

¡Descansa al fin en paz en este suelo,

que el tuyo no es, oh joven desgraciado,

tú que no recibiste ni el consuelo

del abrazo materno regalado!

 

¡Duerme por siempre al son de estos torrentes

y de la blanda brisa a los rumores,

a la luz de los astros esplendentes,

en tu lecho de hierbas y de flores!

 

Muchos hicieron antes lo que hiciste:

fuerte lidiar con generoso pecho;

¡ninguno más que tú, pues que moriste

por tu Dios, por tu patria y tu derecho!

 

PARA COOPERAR CON ESTA WEB

 

 

Su apoyo es muy valioso para que esta publicación tenga continuidad y sea cada día mejor.

.

Usted puede ayudarnos mucho...

.

- Enviando datos e imágenes fidedignas para complementar nuestro contenido.

.

- Agregando el enlace www.boyacacultural.com  o un Banner en su sitio.

.

- Incluyendo nuestro Portal como página de inicio

.

-Contratando la publicidad de su empresa u ofreciendo sus servicios, bien para incluir un enlace a su Web (más económico) o su aviso.

.

- Contratando la elaboración de su propia página bajo el dominio de la nuestra.

.

- Convirtiéndose en un Patrocinador o Benefactor mediante apoyo económico

.

- Solicite informes por el correo de “Contáctenos”,

.

CONTAMOS CON EL APOYO DE

 

 

 

 


.

 

Normalistas de Tunja

NORMALISTAS de Tunja